Desde Petserch.eu te indicamos algunos consejos para bañar a tu perro

Quienes tenemos como mascota un perro sabemos que una de las actividades más difíciles de llevar a cabo es la de bañarlo. Pero si nos tomamos este proceso con calma y seguimos estos pasos que desde Petsearch.eu aconsejamos, nos puede resultar una tarea más simple de lo que nos pensamos.

 

Para empezar, teniendo en cuenta que muchos de nuestros encantadores perritos se ponen contentos o nerviosos en el momento de su “ducha”, antes de ningún contacto con el agua, conviene cepillarlo y peinarlo para que se relaje un poco a la vez que eliminamos gran parte de pelo innecesario, lo que conviene aún más en razas de pelo largo.

 

A continuación, debemos asegurarnos de que la temperatura del agua no moleste a tu mascota, cosa que complicaría el hecho de que quisiera quedarse en el agua bien a gustito. Lo mejor es que partamos de una temperatura tibia e inclinarnos un poquito a caliente en invierno, y viceversa en verano.

 

Una vez hayamos metido en el agua a nuestra mascota y esté más o menos quieta disfrutando de su baño, le aplicaremos su champú empezando por el lomo e yendo extendiéndoselo hasta las patas, sin pasar por la cabeza, la cual enjabonaremos separadamente para extremar las precauciones para evitar que el jabón se introduzca en sus orejas o en sus ojos, tanto en el enjabonado como en el enjuague.
Hay que tener en cuenta que al enjuagar a nuestra mascota debemos hacerlos de delante hacia atrás, evitando así que se produzcan trastornos en la piel de nuestro perro. Algo que también podría producirse en caso de olvidar restos de champú en la piel de éste.
Recuerda ser muy cuidadoso en este paso.